#104635
cjgil
Miembro

No,no es sólo la Libertad de expresión la que esta en peligro en Garrovillas, es la LIBERTAD, en el más amplio sentido de la palabra, la que está seriamente comprometida. Estos aprendices de demócrata (como dice orwel), y sin embargo maestros en aptitudes dictatoriales y caciquíles, no acaban de encajar que haya gente diferente, con distintas maneras de pensar y sobretodo que no estén o no estemos dispuestos a “cabestrear”. Si a eso se añaden unas dosis de nerviosismo, de miedo a poder perder lo que tienen, quienes han hecho del Ayuntamiento su modo de vida, porque  cada vez somos más los que estamos en el otro platillo de la balanza, el resultado es el que todos conocemos. Cuando el mensaje no nos gusta, en lugar de indagar en sus causas, para corregirlas, lo más fácil  es intentar matar al mensajero. Es, y ha sido practica habitual entre los carentes de cualquier otra iniciativa,  incapaces de aceptar ideas distintas de las suyas. Lo han hecho desde el inicio de los tiempos y no  parece que en los venideros vayan a cambiar. Ahora le ha tocado al amigo Wifredo, pero antes les toco o nos toco a otros, porque esto es como el rayo, que no cesa. A la PSDG, sin ir mas lejos, nos han amenazado con llevarnos al juzgado si seguíamos escribiendo lo boletines informativos. Pero hay además otras muchas y sutiles formas  de coartar la libertad: haciendo que no tengas las mismas oportunidades de ser seleccionado para un puesto de trabajo, o que en tu negocio no se gaste un euro mientras en otros se gastan miles, por ejemplo. Un adjetivo define perfectamente este modo de proceder, pero desde luego no seré yo quien lo escriba aquí, y no por miedo, sino por evitar caer en la fácil postura de insultar gratuitamente, y porque hace ya años que decidí no erigirme en juez de nadie. No apruebo que se insulte en ningún modo, ni lo justifico, pero los que ahora se consideran insultados deberían recordar algunas “perlas”, dichas, por ellos mismos y de  las que parecen haberse olvidado, pero que yo mantengo frescas en mi memoria. A mi se me ha llamado cobarde y subnormal, de mi se ha dicho o mejor, se ha escrito: “usted pertenece a la estirpe, a la cuadra mas cutre y rancia de la derecha garrovillana”. Siendo Estirpe: el conjunto de ascendientes de uno, es decir la familia, prueben ustede a sustituir en la anterior frase la palabra  estirpe por familia y ya veran. Pues a pesar de ello, nadie podrá demostrar que yo haya respondido con la misma  moneda y eso que hasta lo de hoy, nadie se ha disculpado ni con migo ni con los que  formaban parte de aquella corporación municipal para los que el calificativo era de “secuaces”. Así como el movimiento se demuestra andando, los modales y la educación hay que revalidarlos a diario, y en eso estamos muy lejos de lo que seria deseable. Un saludo a todos.

Nota: si alguien tiene interés le puedo hacer llegar el documento en el que las referidas perlas se vertían sin ningún pudor.