Inicio » Noticias

La fiesta se vive en Garrovillas con San Blas y el Almendro en Flor

Paraje “El Gallito”

La población se esfuerza en recuperar el convento de San Antonio de Padua
Garrovillas de Alconétar es uno de esos destinos que no ocupa las portadas de las revistas de viajes pero que sorprende gratamente al turista, que acude a la población atraído por su Plaza Porticada, Monumento Histórico-Artístico de Interés Nacional, pero que acaba seducido por otras bellezas. Este impresionante monumento aún está pendiente de su declaración como Bien de Interés Cultural, motivo de lucha de una asociación local. Pero Garrovillas de Alconétar es mucho más que su archiconocida plaza: goza de un extenso calendario festivo, muy colorido y pintoresco.

Así, a mediados de mes de enero se celebra San Antón, con su tradicional bendición de animales y vaquillas. El próximo 2 de febrero se festeja a san Blas, con una procesión a la que asisten casi sin excepción todas las mujeres del pueblo ataviadas con el traje de serrana y que termina con la intervención de un personaje precarnavalesco llamado Vaca-Romera en la plaza del pueblo. Después las serranas realizan ‘el paseo’ con sus vistosos trajes y se comen perrunillas.

La siguiente gran cita es el Almendro en Flor. No tiene aún fecha en el calendario para este año, puesto que depende de la climatología, pero suele ser el último fin de semana de febrero y primero de marzo. En el paraje Gallito, todos los asistentes se reúnen en un campo de almendros florecidos y se comen unas deliciosas berzas con buche al ritmo de la orquesta Bolero.

No son pocos los que acuden a la población a escuchar su órgano renacentista, el más antiguo de Europa, el último que conserva la entonación renacentista original y que se encuentra en la iglesia de Santa María. Durante el año el órgano es protagonista de recitales y encuentros especializados como el Memorial Domingo Marcos Durán. En 2017 se empleó para la grabación de un disco y fue el eje de un curso internacional para expertos que se espera se repite este año.

Uno de los grandes atractivos de Garrovillas es su Convento de San Antonio de Padua, desgraciadamente en ruinas y que aglutina los esfuerzos del ayuntamiento y varias asociaciones para su conservación y restauración. Existe un proyecto redactado y aprobado para evitar que de derrumbre totalmente, explica el alcalde, Cándido Gil. Es Bien de Interés Cultural, pero está en la lista roja de patrimonio en peligro de destrucción. Su fundación responde a la promesa hecha por doña María de Guzmán el Bueno y Figueroa, hija del conde de Niebla, quien dijo que si su marido, el primer conde de Alba, era liberado por los portugueses mandaría construir un convento este lugar, y así lo hizo en el siglo XV.

Fuente: http://www.elperiodicoextremadura.com/noticias/fitur/fiesta-vive-garrovillas-san-blas-almendro-flor_1065951.html

0 comentarios

Deja un comentario