Inicio » Biblioteca » Idiosincrasia » La palra » Cuentus Ehtremeñus

El tonto que se casó con la hija del rey

Eras'un rey que tení'una hija, y, cuand'era mu moza, quisu casala, y prometió casala con el hombri que le echara un aceltiju que naidi l'atinara.

Un tontu s'empeñ'en bestial al rey y a la princesa, poru la su genti quisierun jadelli (hacerle) que no juera. Pol fin salió con la suya el tontu, y bale dih al rey: –Tolta mat'a Mira (perra)

-Mira mat'a treh (tres vuervos que se le posaron a la perra para sacarle los ojos y, riñendo unos con otros, se cayeron en la fuente y se haogaron)

-Tiré lo que bí (un pastor que tiró a .una liebre preñada que iba corriendo y la mató)

-Maté lo que no bí (lebratillos en el vientre de la madre)

-Comí calní (carne) pol nacel (los lebratillos)

-Cocía con palabrah del Espíritu Santu (porque entró en una ermita y cogiendo el misal que vió en el Altar lo quemó para asar la liebre)

-Bebí agua que n'ehtaba en el cielu ni en la tierra (agua de la lámpara del Sagrario)

-Y bi llebal, un muelt'a doh bibuh (vió río abajo a un burro muerto sobre el que iban posados dos cuervos).

Y craru, comu naid'era capah de atinal ehtuh enreuh qu'el tontu me truju, poh el rey no tubo mah remediu que cumpril su palabra, y la casó con el tontu. Y aquí s'acabó mi cuentu y mi casamientu, j i d ' u n (hice) joyito y le meé dentru.

0 comentarios

Deja un comentario